Nos encargamos de hacer el cambio de tu bañera por plato de ducha, en 48 horas. ¿Por qué 48 horas y no 24? Porque queremos hacer un trabajo impecable y darte una verdadera garantía y seguridad, debido a que este tipo de obras debería mantenerse en perfecto estado durante muchos años.

El cambiar una bañera por plato de ducha es una obra de máxima responsabilidad, es por ello que nosotros mantenemos unos pasos de obra estrictos en nuestros montajes.

Paso 1. Verificar que tenemos una buena inclinación de desagüe antes de empezar la obra.

Paso 2. Si cumplimos con el paso 1 procedemos a desmontar la bañera retirando todo lo que no sea necesario para nuestro nuevo plato de ducha.

Paso 3. Adaptar los puntos de agua fría y agua caliente a una nueva altura y punto adecuado. El desagüe de la válvula debe mantener una inclinación perfecta.

Paso 4. En necesario construir una plataforma o solera completamente sólida y a nivel para que nuestro plato de ducha tenga un correcto desagüe.

Paso 5. Dejar secar la plataforma o solera antes de fijar el plato para resultados óptimos.

Paso 6. Presentar el plato a instalar y comprobar el desagüe antes de fijar a la plataforma.

Paso 7. Una vez comprobado, fijamos el plato con nuestros adhesivos especiales para platos de duchas.

Paso 8. Colocar accesorios, griferías y por último la mampara.

Solo Trabajamos con platos de duchas de carga mineral y de porcelanicos.